Programa de Conservación Ex-situ: Medio Ambiente conmemora el 10º aniversario de la primera camada en cautividad de lince ibérico

linces pequeños

Han nacido un total de 44 ejemplares desde que comenzó la temporada de cría en los cinco centros adscritos al Programa de Conservación Ex-situ

La Consejería de Medio Ambiente conmemorará el décimo aniversario del nacimiento de la primera camada en cautividad de lince ibérico con contenidos especiales en la web del Programa de Conservación Ex-situ, así como en las diversas redes sociales de la iniciativa. Es así como se celebrará el nacimiento de Brezo, Brecina y Brisa el 28 de marzo de 2005. Un hito que marcaría el punto de partida de un proyecto que ha logrado el nacimiento y supervivencia de un total de 188 ejemplares hasta 2014. En concreto, esta temporada de cría han nacido un total de 44 cachorros.

El Programa de Conservación Ex-situ del Lince Ibérico se impulsó a raíz de la creación de los centros de cría en el año 2004, dada la situación en la que se encontraba la población del lince ibérico, con menos de 100 ejemplares censados en 2002. Es una iniciativa en la que colaboran administraciones e instituciones autonómicas, nacionales e internacionales como la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio o el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

La primera fase del programa de cría se desarrolló en el Centro de Cría de El Acebuche, ubicado en el Espacio Natural de Doñana, en la provincia de Huelva. Progresivamente se fueron creando los otros centros adscritos al programa: La Olivilla (Jaén), Silves (Portugal), Granadilla (Cáceres) y, como centro colaborador, el Zoobotánico de Jerez de la Frontera (Cádiz).

Dados los buenos resultados de la cría en cautividad, en el año 2008 los responsables del proyecto acuerdan dar prioridad a la preparación de cachorros para la reintroducción. De ahí, que en este momento la cría en dichos centros sea el mayor aporte de ejemplares para su puesta en libertad en las áreas elegidas en Extremadura, Castilla La Mancha, Andalucía y Portugal. Asimismo, desde el programa se han iniciado cesiones de animales que ya no son reproductores a diversos centros para que establezcan acciones de divulgación y sensibilización en torno al Programa de Conservación Ex-situ, como por ejemplo el zoo de Lisboa.

Otros de los grandes avances del programa fueron conseguir la primera adopción de un cachorro en un centro de cría en cautividad en 2011. Desde entonces, se han logrado seis adopciones exitosas con hembras diferentes a las madres biológicas. Asimismo, a lo largo de estos años se ha investigado en torno a las posibilidades de la crianza artificial.

Iberlince

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio lidera, a su vez, el proyecto europeo LIFE+ Iberlince para la recuperación de la distribución histórica del lince ibérico en España y Portugal, que persigue la creación de nuevas poblaciones para la especie mediante la selección de áreas bien conservadas de Portugal, y en las comunidades autónomas de Extremadura, Castilla-La Mancha, Murcia y Andalucía para su reintroducción, consiguiendo que estas zonas vuelvan a albergar poblaciones de este felino. En este sentido, desde que comenzaran las reintroducciones en el año 2011, un total de 81 linces ibéricos se han puesto en libertad en estas áreas.

¡Compártelo!

No se permite realizar comentarios.

Boletín Informativo Gratuito